Cualia.es

Crítica: «Cásate conmigo» («Marry Me», 2022)

Libremente inspirada en el tebeo online de Bobby Crosby, Cásate conmigo está dirigida por Kat Coiro y protagonizada ‒aquí viene lo relevante‒ por Jennifer Lopez, Owen Wilson, Maluma y Sarah Silverman. La película transmite una manera de ver la realidad tan antigua como el propio cine. Es más, esta comedia romántica sigue con escuadra y cartabón un esquema con dos ángulos: el amor inesperado y la esperanza de encontrarlo a pesar de que todas las señales indiquen lo contrario.

Tanto empeño pone el film a la hora de dialogar con sus mil referentes que uno, viendo el tráiler, ya adivina poco más o menos todo (repito, todo) lo que va a ocurrir. Y sin embargo, Cásate conmigo nos acoge con buenos sentimientos y con este mensaje final: pese a que el amor fracase una y otra vez, intentarlo de nuevo sigue siendo una estupenda idea.

Que nadie espere una experiencia profunda. Por supuesto, la cinta defiende viejos valores (la autenticidad, el esfuerzo, la confianza, la familia) y también le da un par de vueltas a la exposición mediática de las estrellas. Pero lo hace con ligereza, sin otro empeño que entretener, y de paso, realzar la imagen musical de Jennifer López y Maluma.

Dicho de otro modo, Cásate conmigo no es un producto que pueda ser criticado con el ceño fruncido. Esto es cine comercial y su aura de cercanía está bien calculada.

Por mucho que un crítico sermoneador y mandón la considere previsible, reciclada o intrascendente, el público objetivo de la cinta sabe lo que busca y lo que quiere encontrar en pantalla.

Y aunque todo lo que he señalado hasta ahora apunta hacia una colección de clichés, este cuento de hadas sobre una reina del pop (López) y un tranquilo profesor de matemáticas (Wilson) incluye alguna idea interesante. Por ejemplo, la del matrimonio que se decide por casualidad, en un arrebato, a la buena de Dios.

En todo lo demás, especialmente en lo que concierne a esos dos enamorados que pertenecen a mundos opuestos, Coiro parece tener en la memoria los puntos fuertes de Notting Hill (1999), de Roger Michell.

Ligera y conscientemente cursi, Cásate conmigo evita cualquier abrasión del alma y centra todo su interés en la pareja J-Lo/Owen Wilson. No deja huella ni lo pretende, pero ¿quién dijo que todas las películas tienen que ser una epifanía?

Sinopsis

Al ritmo de temas originales de Jennifer López y del fenómeno mundial de la música latina Maluma, Cásate conmigo nos descubre la historia de la superestrella musical Kat Valdez (Jennifer López) y el profesor de matemáticas Charlie Gilbert (Owen Wilson), dos perfectos desconocidos que deciden, primero, casarse y luego, poco a poco, conocerse En un mundo dominado por los clics, las visitas y el número de seguidores, este insospechado romance entre dos personas radicalmente distintas en busca de emociones reales cuenta una historia de amor actual sobre la fama, el matrimonio y las redes sociales.

Kat Valdez  y Bastian, la revelación musical del momento (interpretado por Maluma en su debut cinematográfico), forman la pareja más sexy e influyente del mundo. Con su irresistible single Marry Me en lo más alto de las listas de ventas, están a punto de casarse ante sus fans en un concierto que se retransmitirá por todo el mundo en múltiples plataformas.

Charlie Gilbert, divorciado y profesor de matemáticas, acaba acudiendo al evento arrastrado por su hija Lou (Chloe Coleman, de la serie de HBO Big Little Lies) y su mejor amiga (Sarah Silverman, de la serie de Hulu I Love You, America). Cuando, segundos antes de la ceremonia, Kat se entera de que Bastian la ha engañado con su propia asistente, de pronto toda su vida se tuerce y se viene abajo en pleno escenario, cuestionándose el amor, la verdad y la fidelidad. Mientras su frágil mundo se desmorona, su mirada se cruza con la de un desconocido, un rostro del público.

Si lo conocido puede decepcionar así, quizá lo desconocido sea la respuesta… Y, en un momento de locura, Kat decide casarse con Charlie. Lo que comienza como una reacción impulsiva, empieza a transformarse en un inesperado romance. Y ante las diferentes fuerzas que conspiran para separarlos, surge la pregunta universal: ¿podrán dos personas de mundos tan distintos salvar la distancia que los separa y crear un lugar común al que ambos pertenezcan?.

En el reparto, también destacan John Bradley (Juego de tronos) en el papel del mánager de Kat, Colin, y la comediante Michelle Buteau (Michelle Buteau: Welcome to Buteaupia) como la asistente de Kat, Melissa.

Cuando la productora Elaine Goldsmith-Thomas escucho por primera vez la idea para Cásate conmigo hace siete años, vio en ella de inmediato su potencial como un romance novedoso y relevante para los tiempos modernos: una especie de combinación de Vacaciones en Roma del siglo XXI con Notting Hill. «Me pareció todo un evento, además de una película que a mí me gustaría ir a ver», asegura Goldsmith-Thomas. Y, habiendo trabajado durante años con Jennifer López, desde la película de 2002 Sucedió en Manhattan, Goldsmith-Thomas vio la oportunidad de permitir al público asomarse al mundo entre bambalinas para conocer la maquinaria y la realidad de la fama moderna. «Me interesaba hacer una película sobre una celebridad de hoy en día para yuxtaponer a alguien a quien el público ve como una famosa con su faceta de persona real», comenta Goldsmith-Thomas. «Formar equipo con una de las personas más famosas del mundo y conocerla de un modo diferente a cómo la ven los demás es un honor y, en ocasiones, frustrante», dice refiriéndose a aquellas veces en las que Lopez resulta erróneamente caracterizada, mal representada o incomprendida. «Para mí, Jennifer es una persona a la que le gusta sentarse en chándal a ver pelis comiendo palomitas», dice Goldsmith-Thomas. «Por eso, esta película permite al público descubrir la dimensión humana tras la imagen pública. Era una oportunidad irresistible».

Jennifer López enseguida conectó con Kat y con las temáticas de la película en diferentes niveles. «Entiendo totalmente ese tipo de vida», asegura López. «La película se adentra literalmente más allá del velo de lo que significa ser una estrella. También es la primera vez que he podido grabar un álbum con una película, que era un sueño que yo tenía. Es la primera vez que hago una película con música desde Selena y, en esa película, usaron la voz de Selena, así que no podía cantar yo». Además, López se sintió francamente impresionada por la profundidad del guion de John Rogers, Tami Sagher y Harper Dill. «No hay nada de relleno en la película; todo tiene una finalidad y está cargado de humor», dice López. «Es una película musical, así que hemos juntado las comedias románticas, que me fascinan, con mis canciones y mis bailes, y lo hemos combinado todo por primera vez. Ha sido emocionante para todos nosotros».

La película le permitió a López volver a formar equipo con su amigo Owen Wilson, a quien conoció por primera vez en el rodaje de Anaconda, en 1997.

Para el papel de Bastian, los cineastas sabían que necesitaban a un actor e intérprete de talento que pudiera estar a la altura de López en lo que respecta a dotes de canto y presencia sobre el escenario. Maluma era la opción obvia. Este colombiano, superestrella mundial por derecho propio, ha sido capaz de brindar más autenticidad a la historia ofreciendo una valiosa aportación al personaje. «Maluma nos ayudó mucho a documentarnos», dice la directora Kat Coiro. «Siempre va rodeado de un gran séquito, y le dije que teníamos que hacer que Bastian tuviera un séquito similar. Cuando Bastian entra a cualquier lugar, lo hace con muchas otras personas. Hemos conseguido darle autenticidad a la historia incorporando algunas de las situaciones de la vida real que nuestros actores experimentan en su día a día».

«Lo que esta película cuenta sobre las redes sociales es complejo», dice Maluma. «Las redes sociales pueden ser alucinantes. A mí me han ayudado muchísimo a desarrollar mi carrera y mi música. Pero hay que saber mantener el equilibrio. Tienes mucho poder en tus manos y hay que saber dar ejemplo. Hay mucha gente que te sigue, que quiere ser como tú y para los que tal vez seas la mayor inspiración. Como famosos, tenemos que dar buen ejemplo a todos los chavales que nos observan y que intentan triunfar también».

A López le impactó la ética laboral y la humildad de Maluma. «Trabajar con Maluma ha sido un placer», dice López. «En mi primera escena con él, le dije a Kat que tenía mucho talento natural. Entendió totalmente cuál era su papel y nos divertimos muchísimo. Tenía ese carisma necesario para representar que es un artista musical que sabe moverse sobre el escenario y por el que los fans se vuelven locos». Pero, con todo, no fue sencillo en todo momento para Maluma interpretar a alguien que es infiel a su pareja por sistema. «Maluma aborrece esa faceta de Bastian», dice López. «Nos decía: “No podría ser así. No soy como él”. Le dije que todos éramos totalmente conscientes de ello, pero que estábamos impresionados por lo bien que interpretaba el papel».

Copyright del artículo © Guzmán Urrero. Reservados todos los derechos.

Copyright de imágenes y sinopsis © Perfect World Pictures, Nuyorican/Kung Fu Monkey, Universal Pictures, Reservados todos los derechos.

Guzmán Urrero

Guzmán Urrero

Colaborador de "La Lectura", revista cultural de "El Mundo". Tras una etapa profesional en la Agencia EFE, se convirtió en colaborador habitual de las páginas de cultura del diario ABC y de revistas como "Cuadernos Hispanoamericanos", "Álbum Letras-Artes" y "Scherzo".
Como colaborador honorífico de la Universidad Complutense de Madrid, se ocupó del diseño de recursos educativos, una actividad que también realizó en instituciones como el Centro Nacional de Información y Comunicación Educativa (Ministerio de Educación, Cultura y Deporte).
Asimismo, accedió al sector tecnológico como autor en las enciclopedias de Micronet y Microsoft, al tiempo que emprendía una larga trayectoria en el Instituto Cervantes, preparando exposiciones digitales y numerosos proyectos de divulgación sobre temas literarios y artísticos. Es autor de trece libros (en papel) sobre arte y cultura audiovisual.