Cualia.es

«Doctor Extraño: ¡Saluda al Maestro!» (1968-1974)

A fines de los sesenta, los recetarios sociales de la posguerra pasaron de moda, y también lo hicieron ciertas claves culturales. Supongo que todo aquello comenzó con nuevos prescriptores de referencia ‒filósofos franceses, profesores californianos, rockeros de aquí y de allá‒, pero al final, todo encajó en el momento preciso.

Esa confluencia de casualidades también se hizo notar en Marvel, cuyo detector de nuevas modas funcionaba a pleno rendimiento. El orientalismo, el ocultismo y otras preferencias más bien veleidosas de la época se advierten, sin ir más lejos en los cómics del Doctor Extraño. Hay muchas pruebas de ello, y todas las encontramos en este volumen, publicado por Panini en 2018, que reúne la trayectoria del personaje entre 1968 y 1974.

Los lectores más pacientes encontrarán aquí el espíritu de aquellos tiempos: una búsqueda espiritual con la mirada puesta en el Lejano Oriente, delirios lisérgicos que captan el efecto del LSD ‒recomendado por aquellas fechas por Aldous HuxleyTimothy Leary o Al Hubbard‒, y también un colorido pop que se ilumina caprichosamente.

En cuanto al relato, lo cierto es que las aventuras de Stephen Extraño recuperan las esencias del pulp. Al fin y al cabo, la literatura popular de los años veinte y treinta ya habían explorado el estereotipo del personaje occidental que, tras un complicado proceso de iniciación, explora la topografía sobrenatural, enfrentándose a hechiceros o a criaturas del inframundo. No es casual, en este sentido, que uno lea estos tebeos recordando imágenes que ya incluyeron en sus relatos Robert E. HowardAbraham MerrittH. P. Lovecraft y tantos otros.

El patrón en el que encaja todo esto fue muy duradero. Y eso explica la obstinación con la que se reproducen las peripecias del Doctor. Casi me recuerdan al bucle musical que hallamos en un viejo álbum de rock progresivo. Por otra parte, no me negarán que la sensibilidad de este personaje es similar a la que descubrimos en los primeros discos de Caravan, King Crimson, Yes o Van der Graaf Generator.

Es bien curioso asistir a las andanzas del Maestro de las Artes Místicas, en un viaje permanente entre el más acá y el más allá, formulando letanías secretas y prohibiendo la entrada a demonios y magos de leyenda. Guionistas como Roy ThomasGardner Fox o Steve Englehart convierten esa lucha contra el mal en una fiesta permanente para el lector, que además se encuentra aquí con viñetas magníficas, obra de artistas de la talla de Gene ColanBarry SmithDan AdkinsSal BuscemaFrank Brunner o Craig Russell.

Sinopsis

Contiene Doctor Strange 169-183, The Avengers 61, Sub-Mariner 22, The Incredible Hulk 126, Marvel Feature 1 y Marvel Premiere 3-14 USA

Con Marvel a pleno rendimiento, 1968 trajo una expansión con la que el Doctor Extraño se hizo dueño y señor de su serie. Escrito por Roy Thomas y dibujado por Gene Colan y Tom Palmer, el Hechicero Supremo levitó entonces hacia nuevos horizontes de grandeza.

Copyright del artículo © Guzmán Urrero. Reservados todos los derechos.

Copyright de imágenes y sinopsis © Marvel Comics, Panini Cómics. Reservados todos los derechos.

Guzmán Urrero

Guzmán Urrero

Tras una etapa profesional en la Agencia EFE, Guzmán Urrero se convirtió en colaborador habitual de las páginas de cultura del diario ABC y de revistas como "Cuadernos Hispanoamericanos", "Album Letras-Artes" y "Scherzo".
Como colaborador honorífico de la Universidad Complutense de Madrid, se ocupó del diseño de recursos educativos, una actividad que también realizó en instituciones como el Centro Nacional de Información y Comunicación Educativa (Ministerio de Educación, Cultura y Deporte).
Asimismo, accedió al sector tecnológico como autor en las enciclopedias de Micronet y Microsoft, al tiempo que emprendía una larga trayectoria en el Instituto Cervantes, preparando exposiciones digitales y numerosos proyectos de divulgación sobre temas literarios y artísticos. Es autor de trece libros (en papel) sobre arte y cultura audiovisual.