Cualia.es

Crítica: «Mr. Link. El origen perdido» («Missing Link», Chris Butler, 2019)

Aardman y Laika son los dos estudios occidentales de animación que ofrecen largometrajes alejados del estilo de los todopoderosos Disney-Pixar, cuyo éxito (y prácticas casi monopolistas) ha provocado que la inmensa mayoría de la producción animada tenga un mismo aspecto y un mismo tipo de tramas.

Tanto Aardman como Laika se centran en la tradicional animación stop-motion. Sus productos cuentan con alguna ayuda digital, pero principalmente se trata de obras que surgen de un esfuerzo titánico, y que exigen gran paciencia y una enorme destreza por parte de sus autores.

Mr. Link es otro título de Laika que no ha gozado de la promoción ni la distribución que tienen otros estrenos de las grandes productoras (por no decir de La Productora). Esa es la razón por la que pasa desapercibida en una taquilla ocupada por vengadores, aladinos y toy stories varios, pese a ser un nuevo ejemplo de excelencia técnica, además de una película de aventuras divertidísima.

En estos tiempos en los que se forman colas de turistas en el Everest, uno se da cuenta de que en este planeta ya no queda lugar para la exploración exótica. Mr. Link, aunque sea con altas dosis de comedia, nos trae de nuevo este género, en su vertiente decimonónica, con El mundo perdido, de Arthur Conan Doyle, y La vuelta al mundo en 80 días, de Julio Verne, como principales referentes.

El protagonista, Sir Lionel Frost (Hugh Jackman, incomprensiblemente sustituido por Arturo Valls en España), es un aventurero y perseguidor de monstruos míticos. Tiene más empeño que buena fortuna en sus expediciones, y vive dominado por la necesidad de ser admitido en un exclusivo ‒y algo apolillado‒ club de aventureros.

Su gran y última oportunidad para ingresar en dicho club depende de encontrar al sasquatch (el bigfoot) en la parte más remota y salvaje de Estados Unidos. Resulta que el “monstruo” (Zach Galifianakis, lamentablemente doblado por Brays Efe) es un ser inteligente y parlanchín. Se trata del último de su especie en una región que desaparece ante el avance de la civilización, y eso le impulsa a encontrar a sus parientes en el Himalaya (en Shangri-La, nada menos).

La aventura a la vieja usanza está servida en un viaje a través de los continentes, en el que no faltan perseguidores malvados y todo tipo de vicisitudes, y donde también habrá lugar para Adelina (Zoe Saldana, tristemente doblada por Maggie Civantos), una mujer de armas tomar que se une al dúo protagonista.

La moraleja de la película no molesta lo más mínimo, con un mensaje contra los reaccionarios de todo tipo y contra esa presión social que nos obliga a encajar en determinados moldes.

Como en todas las películas de los estudios Laika, la animación resulta espectacular. Quizá Mr. Link no sea tan buena como la magistral Kubo y las dos cuerdas mágicas (Travis Knight, 2016), pero sin duda, es un film magnífico, bien contado y con un espíritu aventurero de lo más contagioso.

Del doblaje español eso sí, mejor no hablar.

Sinopsis

La nueva película de Laika Films (Coraline, ParaNorman, Los Boxtrolls, Kubo y las dos cuerdas mágicas) es una apasionante y divertida aventura para toda la familia que nos presenta a un nuevo personaje que dará mucho que hablar: El bigfoot Mr. Link.

Escrita y dirigida por Chris Butler (ParaNorman), Mr. Link. El origen perdido cuenta con las voces originales en inglés de Hugh Jackman, Zoë Saldana, Zach Galifianakis, Stephen Fry, Timothy Oliphant y Emma Thompson.

Arturo Valls es la voz de Sir Lionel Frost, un valiente y apuesto aventurero inglés que se considera el principal investigador de mitos y monstruos del mundo. El problema es que nadie más parece estar de acuerdo. Él ve la oportunidad de probarse a sí mismo viajando los Estados Unidos para descubrir la criatura más legendaria del mundo: el eslabón perdido.

Brays Efe es Mr. Link, un extraordinario, sorprendentemente inteligente y afable ser. Es posiblemente el último de su especie, un espécimen único. Está solo, y cree que Sir Lionel es el único hombre que puede ayudarle. Juntos emprenderán un peligroso viaje por todo el mundo para buscar a los parientes lejanos de Link en el legendario valle de Shangri-La.

Maggie Civantos es la independiente e ingeniosa Adelina Fortnight, quien posee el único mapa conocido del destino secreto de Mr. Link y Sir Lionel. Los tres juntos emprenderán un viaje desenfrenado que se convertirá en la mayor aventura de sus vidas.

A lo largo del camino, nuestros intrépidos exploradores tendrán que hacer frente a grandes peligros, acosados a cada paso por cobardes villanos que intentan frustrar su misión. El encanto, la buena disposición y el gran corazón de Mr. Link sentarán las bases emocionales y cómicas de esta divertida película familiar.

Copyright del artículo © Vicente Díaz. Reservados todos los derechos.

Copyright de imágenes y sinopsis © Annapurna Pictures, Laika, eOne Spain. Reservados todos los derechos.

Vicente Díaz

Vicente Díaz

Licenciado en Comunicación Audiovisual por la Universidad Europea de Madrid, ha desarrollado su carrera profesional como periodista y crítico de cine en distintos medios. Entre sus especialidades figuran la historia del cómic y la cultura pop. Es coautor de los libros "2001: Una Odisea del Espacio. El libro del 50 aniversario" (2018), "El universo de Howard Hawks" (2018), "La diligencia. El libro del 80 aniversario" (2019), "Con la muerte en los talones. El libro del 60 aniversario" (2019), "Alien. El 8º pasajero. El libro del 40 aniversario" (2019), "Psicosis. El libro del 60 aniversario" (2020), "Pasión de los fuertes. El libro del 75 aniversario" (2021), "El doctor Frankenstein. El libro del 90 aniversario" (2021), "El Halcón Maltés. El libro del 80 aniversario" (2021) y "El hombre lobo. El libro del 80 aniversario" (2022). En solitario, ha escrito "El cine de ciencia ficción" (2022).