Cualia.es

Crítica: «El increíble Hulk» (Louis Leterrier, 2008)

Una obsesión que siempre ha fascinado a los creadores de cómics es la de la doble personalidad. Sobre esto sabe mucho Stan Lee, el principal artífice del panteón mitológico de la Marvel Comics. Ni que decir tiene que La Masa (Hulk) es una de las criaturas más formidables de ese repertorio de superhéroes. Como luego veremos, su trayectoria en las historietas ha sido mucho más intensa que su segunda vida en el cine y la televisión.

Al menos, de momento, porque llega a las pantallas el que se perfila como el lanzamiento cinematográfico más importante sobre el personaje. Dado su presupuesto y su ambicioso reparto, no es casual que El increíble Hulk (The Incredible Hulk) sea una cinta dominada por los productores: Avi Arad (responsable de las franquicias Spider-ManX-Men y Los 4 Fantásticos), Gale Anne Hurd (gerente de las tres cintas de Terminator, más Armageddon y Aliens el regreso) y Kevin Feige (a quien debemos Iron Man, las dos películas de Los 4 Fantásticos y las tres de X-Men).

Esta vez, el casting se ha elaborado sobre seguro, reforzando así los cimientos de una superproducción que, si no fallan los pronósticos, debe encabezar desde el primer fin de semana las estadísticas en la taquilla.

El papel de Bruce Banner recae en un soberbio Edward Norton, y Liv Tyler interpreta a su amada, la encantadora Betty Ross. Un veterano y excelente actor, William Hurt, encarna al habitual perseguidor de Hulk, el general Thaddeus “Thunderbolt” Ross, y Tim Roth, versátil donde los haya, se hace cargo de otro mortífero personaje: el boina verde que decide someterse a un experimento cuyo resultado no les adelantaré.

Aparte de esas adecuadas interpretaciones, El increíble Hulk tiene otras cualidades que la convierten en una sólida cinta de acción y aventuras. Sin lugar a dudas, el director parisino Louis Leterrier filma con soltura e irrefrenable dinamismo un relato que, con las dosis dramáticas adecuadas, responde a todo lo que esperan los lectores del cómic (Por decirlo de otro modo: todo aquello que Ang Lee no les proporcionó en la primera entrega).

Les decía que Hulk forma parte de la Historia del cómic pero aún no se ha incorporado, como acaso merezca, a la Historia del cine. De esto último tiene que encargarse el citado Leterrier, protegido de Luc Besson y autor de películas donde el ritmo prima sobre cualquier otro concepto, en la línea de The TransporterTransporter 2 Danny the dog (Unleashed).

Dentro de la filmografía de Leterrier hay un trabajo que, por razones fáciles de entender, tiene mucho que ver con su cometido en El increíble Hulk. Me refiero a su labor como ayudante de dirección y supervisor de efectos visuales en Alien: resurrección, de Jean-Pierre Jeunet. No en vano, esta aventura de La Masa se beneficia de unos trucajes de impresionante acabado.

El guionista de la cinta es Zak Penn, en cuya carrera se cuentan títulos como El último gran héroeTras la línea enemiga y X-Men. La decisión final. Ejerciendo como revisor de guiones ajenos –una labor necesaria, y bien pagada en Hollywood–, Penn ha dado muestras de su habilidad en Hombres de negroLa máscara del ZorroMi gran amigo Joe y Los ángeles de Charlie

Sinopsis

El científico Bruce Banner (interpretado por el dos veces nominado al Oscar Edward Norton) busca desesperadamente una cura para la radiación de rayos gammas que ha envenenado sus células y que desata una furia desenfrenada dentro de sí mismo: Hulk.

Banner ha estado viviendo en la sombra, apartado de la vida y de la mujer que ama, la Dra. Elizabeth “Betty” Ross (Liv Tyler ). Viviendo como un fugitivo para evitar la obsesiva persecución de la que es objeto por parte de su némesis, el General Thaddeus “Thunderbolt” Ross (el ganador del Oscar William Hurt), él es consciente de que la maquinaria militar que está buscándolo para capturarlo y explotar brutalmente su poder, está siempre sobre sus talones.

Mientras los tres forcejean con los secretos que llevaron a la creación de Hulk, se tienen que enfrentar a un nuevo y despiadado adversario, conocido como la “Abominación” un ser monstruoso que posee una fuerza destructiva que supera incluso la de Hulk.

Interpretando al personaje de carne y hueso de esta poderosa criatura está el nominado al Oscar Tim Roth (Pulp FictionReservoir Dogs).

Como Emil Blonsky, Roth da vida a un súper soldado que en sus ansias de poder se manifiesta en la “Abominación”.

Y para derrotar a este villano, el científico debe tomar una decisión crítica: aceptar su pacífica vida como Bruce Banner o encontrar al héroe en la criatura que vive en su interior, el increíble Hulk.

Copyright del artículo © Guzmán Urrero. Reservados todos los derechos.

Copyright de imágenes, sinopsis y notas de producción © Marvel Enterprises, Marvel Studios, Valhalla Motion Pictures, 2008. Cortesía de Sony Pictures Releasing de España.

Guzmán Urrero

Guzmán Urrero

Tras una etapa profesional en la Agencia EFE, Guzmán Urrero se convirtió en colaborador habitual de las páginas de cultura del diario ABC y de revistas como "Cuadernos Hispanoamericanos", "Album Letras-Artes" y "Scherzo".
Como colaborador honorífico de la Universidad Complutense de Madrid, se ocupó del diseño de recursos educativos, una actividad que también realizó en instituciones como el Centro Nacional de Información y Comunicación Educativa (Ministerio de Educación, Cultura y Deporte).
Asimismo, accedió al sector tecnológico como autor en las enciclopedias de Micronet y Microsoft, al tiempo que emprendía una larga trayectoria en el Instituto Cervantes, preparando exposiciones digitales y numerosos proyectos de divulgación sobre temas literarios y artísticos. Es autor de trece libros (en papel) sobre arte y cultura audiovisual.