Cualia.es

La historia según los neopuritanos

La locura colectiva de derribar estatuas y censurar obras de arte se ha convertido en una costumbre. Si nada cambia, la escabechina de los neopuritanos no va a dejar ni los cimientos de Occidente.

No voy a dedicar mucho tiempo a explicar por qué creo que barbaridades como ésta son absurdas. Quien lo entiende no necesita aclaración y quien no lo entiende no va a aceptar ningún argumento. Como en tantos debates de hoy, las razones son sustituidas por la emotividad o por la creencia que alimenta la indignación forzada.

Cualquiera que conozca ligeramente la historia intelectual y política de Occidente

durante los 2.000 últimos años sabe que el progreso ha sido labrado, paso a paso, por figuras que, aun siendo poseedoras de grandes virtudes para sus contemporáneos, reúnen grandes defectos para nosotros, los ciudadanos del siglo XXI.

Cualquier personalidad histórica que escrutemos con los valores de nuestra época, suspenderá el examen moralista. No se salva ni una. Y no exagero.

Hagan la prueba y elijan a cualquiera de sus héroes del pasado. Profundicen un poco en su vida y enseguida descubrirán que era machista, clasista, racista, un mal padre, militarista, belicista, esclavista o un meapilas.

Esto es así desde los tiempos de Homero, y empiezo con el porqué se le considera el padre de la novela.

Platón quería desterrar a los poetas de la polis. Aristóteles se cuestionaba si era posible la amistad con un esclavo, y según nuestro código actual, fue un misógino. Thomas Jefferson tenía esclavos y hasta hijos (no reconocidos) con una de sus esclavas. Kipling era un racista de manual (basta con leer su poema de 1899 «La carga del hombre blanco»). Freud fue cocainómano. Aldous Huxley consumió todo tipo de psicotrópicos, Arthur Conan Doyle creía en el espiritismo. Gandhi era un maltratador y homófobo, Pablo Neruda fue un canalla como padre y esposo. Picasso un maltratador psicológico…

Tampoco hace falta retroceder varios siglos. En 1977 esto es lo que declaraba Tierno Galván en la revista Interviú sobre los homosexuales: “Se trata de personas que han desviado los instintos bien por razón biológica, por razón social o, en muchos casos, porque no han tenido un tratamiento psiquiátrico a tiempo” ¿Qué hacemos con el «viejo profesor»?

En realidad, cuando yo mismo me escucho en alguna vieja en grabación en super 8mm de, digamos, 1980, no puedo evitar pensar lo gilipollas que era en mi autosuficiente juventud. Es probable que dentro de veinte años, si sigo vivo, al volver a leer estás líneas llegue a la misma conclusión.

Copyright del artículo © Fernando Navarro. Reservados todos los derechos.

Fernando Navarro García

Fernando Navarro García

Director general de HAC Business School and University, vicepresidente Ética y Responsabilidad Social de Inspiring Committed Leaders Foundation, secretario general de Innovaética y vicepresidente del Instituto de Estudios Panibéricos. Fernando Navarro es licenciado en Derecho y coordinó un proyecto humanitario en Angola. Como profesor, ha desarrollado su trayectoria docente en varias universidades y escuelas de negocios (UNED, Universidad Rey Juan Carlos, Carlos III, ESIC, Instituto Universitario Ortega y Gasset y la Escuela de Profesionales de Inmigración y Cooperación de la Comunidad de Madrid). Asimismo, es coautor de "El fenómeno socialista" (ed. crítica y anotada de la obra de Igor Shararevich, Última Línea, 2015), "El delirio nihilista: Un ensayo sobre los totalitarismos, populismos y nacionalismos" (Última Línea, 2018), "Nueve necesarios debates sobre la responsabilidad social" (Comares, 2019), "Inspirando líderes comprometidos: La innovación en valores, una visión para cambiar el mundo" (Última Línea, 2019) y "¡Eureka! Valores. Principios básicos de ética para las organizaciones" (Última Línea, 2020). Entre sus restantes libros, destacan "Estratégicas de marketing ferial" (ESIC, 2001), "Diccionario biográfico de nazismo y III Reich" (Sepha, 2010), "Hitler: Los años desconocidos" (ed. crítica de las memorias de Ernst Hanfstaengl, Última Línea, 2012) y "Responsabilidad social corporativa: Teoría y práctica" (ESIC, 2012).