Cualia.es

«Falibilidad y normatividad», de Axel Arturo Barceló Aspeitia

Aunque investiga en distintas áreas, Axel Barceló ha contribuido de manera específica al pensamiento crítico y a la comprensión de la realidad como filósofo de la ciencia, o para ser más precisos, como filósofo de la matemática. Obviamente, esta especialidad no le ha impedido explorar otros territorios en el Instituto de Investigaciones Filosóficas de la UNAM.

Dado que la elección de un determinado tema a la hora de escribir su tesis doctoral permite subrayar los intereses de un académico, cabe recordar que Barceló se doctoró y se especializó en Lógica en el Departamento de Filosofía por la Universidad de Indiana, Bloomington, con una investigación sobre la Filosofía de las Matemáticas de Wittgenstein durante el período intermedio.

He intentado resumir en pocas líneas la trayectoria de Axel Barceló, pero hay otros hilos de acceso a su labor. No es mucho pero sí ‒espero‒ lo indispensable para describir la importancia de este pensador que ahora nos ofrece un trabajo exigente y profundo: Falibilidad y normatividad. Un análisis filosófico de la suerte.

Con metodología rigurosa y pensamiento refinado, el filósofo mexicano nos sitúa frente a esos procesos falibles que afrontamos sin un garantía de éxito, y que, sin embargo, alcanzan su meta no por una virtuosa ejecución, sino por suerte. Ahondando en los terrenos de lo epistemológico y de lo ético, Barceló sistematiza las variables de dicho fenómeno, y de forma estructurada, proporciona claves altamente reveladoras.

A lo largo de esta lectura, nos encontramos ese recodo en el que la filosofía despliega todos sus matices, sin necesidad de rebajar su nivel. Aunque escrita con claridad, la obra está destinada a lectores con cierta preparación filosófica, dispuestos a afrontar propuestas complejas y desafiantes.

Por otro lado, aunque no seamos especialistas en ese derrotero académico, encontraremos en las páginas de este libro iluminaciones como esta: «La falibilidad emana del hecho de que comúnmente nos interesan cosas que escapan a nuestro alcance y, sin embargo, no por eso dejamos de hacer un esfuerzo para conseguirlas. Cuando esto sucede, el esfuerzo que hagamos, por más cuidadoso, responsable, etc., que sea, muchas veces (tal vez todas) no puede sino ser falible, es decir, no llegar a garantizar el éxito de nuestra empresa». La consecuencia de dicho empeño nos lleva a decidir si tuvimos buena o mala suerte, y ese es, justamente, el dilema que permite al autor profundizar, por vías muy fructíferas, en el propio fenómeno del conocimiento.

Sinopsis

La falibilidad es una condición ubicua de nuestras empresas, la cual emana del hecho de que, comúnmente, las cosas que más nos interesan, como el descubrir la verdad, referirnos a cosas que de hecho existen, evitar dañar a los otros, etc., escapan nuestro alcance y, sin embargo, no dejamos de hacer grandes esfuerzos para conseguirlas. Es posible que hagamos todo lo que está en nuestras manos para actuar de manera cuidadosa y responsable y aun así nuestros actos tengan consecuencias negativas; e igualmente es posible que nuestros actos tengan consecuencias positivas sin que podamos cobrar crédito por ellas como un logro. En este volumen, el autor se propone no solo explicar qué caracteriza a los casos de buena y mala suerte, sino también por qué valoramos más un logro que podemos atribuir al esfuerzo propio que el obtener lo que deseamos de manera accidental.

Copyright del artículo © Guzmán Urrero. Reservados todos los derechos.

Copyright de imágenes y sinopsis © Cátedra. Reservados todos los derechos.

Guzmán Urrero

Guzmán Urrero

Tras una etapa profesional en la Agencia EFE, Guzmán Urrero se convirtió en colaborador habitual de las páginas de cultura del diario ABC y de revistas como "Cuadernos Hispanoamericanos", "Album Letras-Artes" y "Scherzo".
Como colaborador honorífico de la Universidad Complutense de Madrid, se ocupó del diseño de recursos educativos, una actividad que también realizó en instituciones como el Centro Nacional de Información y Comunicación Educativa (Ministerio de Educación, Cultura y Deporte).
Asimismo, accedió al sector tecnológico como autor en las enciclopedias de Micronet y Microsoft, al tiempo que emprendía una larga trayectoria en el Instituto Cervantes, preparando exposiciones digitales y numerosos proyectos de divulgación sobre temas literarios y artísticos. Es autor de trece libros (en papel) sobre arte y cultura audiovisual.