Cualia.es

«El hombre de Kentucky» («The Kentuckian», 1955), de Burt Lancaster

Anoche volví a ver, después de 40 años o así, El hombre de Kentucky (1955), una maravillosa película de aventuras ‒o quizás un western de frontera‒ en donde el gran Burt Lancaster vuelve a dejarnos deslumbrados. La cinta fue la primera incursión en la dirección del Lancaster y también la primera actuación cinematográfica de Walter Matthau, en este caso en un rol de villano.

Lancaster era un grandísimo actor, y aunque ésta no es ni mucho menos una de sus mejores interpretaciones, no deja de irradiar un magnetismo, una fuerza y un optimismo que realmente carga las pilas. Hay pocas sonrisas más blancas y resplandecientes que la de Lancaster, y en esta película nuestro querido Burt nos regala decenas de ellas y hasta una escena en la que baila y canta.

Todo es refrescante y motivador. El guión, que adapta la novela The Gabriel Horn, de Felix Holt, nos indica que no hay meta imposible, si te empeñas en ella.

Burt da vida a Big Eli, un padre viudo que en 1820 viaja con su hijo (Donald MacDonald) y un fiel perro hacia un nuevo destino en Tejas. Espera poder criar al zagal y vivir de la caza y de la naturaleza, que es lo único que saben hacer. El trayecto no está libre de peligros, especialmente para un hombre natural y sencillo como Big Eli, presa fácil de villanos, tramposos, rivales envidiosos y tahúres de río.

A su alrededor – y como contrapeso a la engañosa civilización– aparecen dos mujeres, a cual mejor: Hannah Bolen (Dianne Foster) y Susie Spann (Diana Lynn). Una encarna el arrojo y el instinto salvaje de justicia. La otra, la cultura y la mesura. Ambas quieren sinceramente al pequeño hijo de Eli, y ambas podrían aportarle muchas cosas… En fin, he aquí uno de esos dilemas amorosos tan propios del cine clásico.

Imagen superior: el cuadro «The Kentuckian», pintado en 1954 por Thomas Hart Benton, fue encargado por el estudio que produjo el film, Norma Productions. En el lienzo aparecen Eli Wakefield (Burt Lancaster) y su hijo (Donald MacDonald). En la actualidad, se exhibe en el Museo de Arte del Condado de Los Ángeles.

El hombre de Kentucky tiene escenas hermosas a pesar de su sencillez. Vistas a mis 54 años –cuando llevo ya mucho cine a mis espaldas– resultan previsibles, tópicas y los decorados «naturales» cantan mucho. Pero hay algo en aquel cine de mediados de los cincuenta que sabe mantener la magia de nuestra infancia perdida. El colorido, la banda sonora (del grandísimo Bernard Herrmann), los magníficos secundarios y, sobre todo, el mensaje.

Si, el mensaje. Esa cosa invisible que impregnaba la trama de la película, y que a ciertas edades, te hacía reflexionar y te impelía a querer ser mejor persona. Aunque sólo fuera por parecerte en algo a Burt Lancaster.

Copyright del artículo © Fernando Navarro. Reservados todos los derechos.

Fernando Navarro García

Fernando Navarro García

Director general de HAC Business School and University, vicepresidente Ética y Responsabilidad Social de Inspiring Committed Leaders Foundation, secretario general de Innovaética y vicepresidente del Instituto de Estudios Panibéricos. Fernando Navarro es licenciado en Derecho y coordinó un proyecto humanitario en Angola. Como profesor, ha desarrollado su trayectoria docente en varias universidades y escuelas de negocios (UNED, Universidad Rey Juan Carlos, Carlos III, ESIC, Instituto Universitario Ortega y Gasset y la Escuela de Profesionales de Inmigración y Cooperación de la Comunidad de Madrid). Asimismo, es coautor de "El fenómeno socialista" (ed. crítica y anotada de la obra de Igor Shararevich, Última Línea, 2015), "El delirio nihilista: Un ensayo sobre los totalitarismos, populismos y nacionalismos" (Última Línea, 2018), "Nueve necesarios debates sobre la responsabilidad social" (Comares, 2019), "Inspirando líderes comprometidos: La innovación en valores, una visión para cambiar el mundo" (Última Línea, 2019) y "¡Eureka! Valores. Principios básicos de ética para las organizaciones" (Última Línea, 2020). Entre sus restantes libros, destacan "Estratégicas de marketing ferial" (ESIC, 2001), "Diccionario biográfico de nazismo y III Reich" (Sepha, 2010), "Hitler: Los años desconocidos" (ed. crítica de las memorias de Ernst Hanfstaengl, Última Línea, 2012) y "Responsabilidad social corporativa: Teoría y práctica" (ESIC, 2012).